Identifique la otitis del nadador

Compártelo en:

Es una inflamación o infección de la parte externa del oído y del conducto auditivo, que se presenta de manera más común en los niños o personas que pasan mucho tiempo en el agua.

Sin embargo, estar en el agua no es la única causa de esta otitis. Puede ocurrir junto con una infección respiratoria o resfriado o como consecuencia de una lesión, eczema o por un objeto atascado, de acuerdo con la enciclopedia médica Medline Plus.

El principal síntoma de la otitis del nadador es el dolor de oído que se intensifica al hacerse presión sobre la parte externa del oído o, en muchas ocasiones, al masticar. También puede presentarse picor y sensación de que el oído está tapado y en momentos más avanzados de la infección, hinchazón y secreción amarilla o verdosa. (Lea también: Deporte en adolescentes: Guiar y no obligar)

Ante estos síntomas, la mejor opción es consultar con un especialista lo más pronto posible para evitar complicaciones. El tratamiento generalmente es por medio de unas gotas óticas que contienen antibióticos por 10 y 14 días, y análgésicos para disminuir la sensación de dolor. En otras ocasiones, puede recetarse antibióticos orales, corticosteroides o gotas con vinagre, según criterio médico.

Evitar nadar o mantener la cabeza bajo el agua mientras tenga la otitis y esté en tratamiento. Al ducharse, poner un poco de algodón en los oídos para evitar que el agua ingrese a ellos y evite limpiarlos con copitos, porque pueden aumentar el riesgo de infección y llegar a ser peligrosos para el conducto auditivo.

 

+ leídos

Lactancia materna
7 mitos sobre la lactancia materna
febrero 27, 2024
Apego emocional
Seguro o inseguro: así puede ser tu apego emocional
febrero 20, 2024
Cáncer infantil
Prevenir el cáncer infantil: un desafío colectivo para que niños, niñas y adolescentes puedan cumplir sus sueños
febrero 8, 2024

También te puede interesar

La médula espinal contiene los nervios. Estos llevan mensajes entre el cerebro y cuerpo, pasando a través del cuello hasta...
La apoplejía es la forma en la que se llama a un sangrado o a la interrupción del flujo sanguíneo...
Permite mantener el aparato respiratorio despejado. Pero si se produce en exceso puede ser señal de algún trastorno como un...